Archivo del sitio

La movilización magisterial y popular en México

desInformemonos.org.mx

Por Pablo Sigüenza Ramírez.

La mal llamada Reforma Educativa que el gobierno de Peña Nieto en México está tratando de imponer tiene como consecuencia principal la privatización de la educación pública mexicana. Niega el derecho humano básico del acceso a la educación y pone en peligro la carrera docente de más de un millón de maestros y maestras.

En 2013 se aprobó la ley general de profesionalización docente, modificando el articulo 3 y 73 constitucional. En dicha ley el Estado se desliga de su responsabilidad de dar educación pública al pueblo mexicano, dejando el servicio educativo a disposición de grupos de capital que no buscan la calidad educativa sino el lucro a costa de la población.

Ante este intento de imposición, cientos de miles de maestros y maestras llevan tres años manifestando de manera pacífica su oposición a esta privatización de hecho.  Se realizaron 36 foros a nivel nacional con participación de autoridades de gobierno, maestros y  población tratando de discutir mejores caminos para el desarrollo de la educación en el país. El gobierno hizo caso omiso de estas discusiones y por el contrario impulsa la reforma privatizadora.

Las y los maestros han estado activos realizando asambleas magisteriales, informando a la ciudadanía de las implicaciones de está política de gobierno. Han solicitado diálogo con los representantes de educación pública, habiendo una política de oídos sordos desde el gobierno. La resistencia pacífica ha sido necesaria.

Como respuesta a las demandas legitimas del magisterio, lo que el gobierno ha ejecutado es represión y criminalización del movimiento nacional magisterial. Los días del 16 al 20 de junio las fuerzas de seguridad estatales y federales, negando la posibilidad de diálogo y negociación, han atacado al movimiento magisterial y a la población en diversas comunidades de. El saldo trágico hoy es de 8 fallecidos según datos oficiales, se presume la muerte de otras 30 personas aún no confirmadas y más de un centenar de heridos y  desaparecidos. Hace un mes los desalojos violentos a plantones magisteriales se  llevaron a cabo en distintos municipios de Chiapas.

La demanda que la sociedad hace hoy al Estado es el alto a la represión contra el magisterio y la población en Oaxaca y Chiapas. La exigencia primera es crear los mecanismos de negociación con el magisterio para garantizar que cualquier política de educación pública asegure el derecho de acceso a al educación gratuita y humanista para todas y todos los mexicanos.

Diversos sectores sociales apoyan hoy al magisterio. Este apoyo se ha vuelto también internacional. La lucha del magisterio mexicano es hoy, la lucha del pueblo latinoamericano.

Anuncios

Hace un año la PNC quiso llevarse a un grupo de personas entre mujeres y niños que volvían de las manifestaciones

Fotografía de Nelton Rivera

Fotografía de Nelton Rivera

Por: Nelton Rivera.

El 13 de julio 2015 miles de personas llegaron a la Plaza Central para manifestarse en contra de la corrupción en el Estado, los reclamos exigían en ese momento la renuncia y cárcel para Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti Elías (presidente y vice presidenta).

Las doce comunidades maya Kaqchikel de San Juan Sacatepéquez llegaron ese día a la Plaza durante esa jornada, también exigían el cese de la construcción del Anillo Regional y de la planta cementera San Gabriel.

En un operativo irregular agentes de la PNC y agentes de civil interceptaron uno de dos buses que trasladaban a las personas de San Juan Sacatepéquez cuando regresaban de la zona 1 a sus comunidades por la noche.

Los agentes intentaron ingresar al bus, en la sección del Peladero de El Periódico se publicó que este grupo de la PNC pertenece a un estructura criminal encargada del secuestro y luego asesinato de líderes comunitarios de San Juan Sacatepéquez, ese era su objetivo la noche del 13 de julio del 2015.

Varias mujeres sanjuaneras comenzaron a llamar por celular a diversas personas, la alarma se corrió inmediatamente, sobre el Anillo Periférico una unidad extra urbana permanecía retenida por agentes de la PNC, al lugar también llegaron fuerzas especiales anti disturbios.

Pasadas las 19 horas los estudiantes universitarios, la gente que estaba aún en la Plaza llegaron a resguardar a las personas que permanecían dentro del bus, la gente de las colonias “4 de Febrero”, “La Bethania” y otras salieron de inmediato y formaron una cadena humana alrededor de la población retenida.

Los vecinos comenzaron a llegar con comita, atol, agua y panes para las familias retenidas, comenzaron a sonar los pitos y las vuvuzelas sobre el Anillo Periférico, varias mujeres llegaron con pañales para los bebes dentro del bus.

Una hora había transcurrido cuando avisaron desde San Juan Sacatepéquez que las comunidades salieron a buscar a quienes habían sido secuestrados en el Anillo Periférico, así fue.

Minutos mas tarde comenzaron a llegar otros buses desde las comunidades, una multitud había superado ya a las fuerzas policiales unos 200 agentes en el lugar.

De pronto uno de los oficiales de las FEPS daba orientación de cómo romperían el cerco humano, que tipo de gas usar, quienes debían tomar el control de la puerta de acceso del bus . La PNC estaba estaba lista para ingresar al bus y desalojar por la fuerza a quienes formaban una cadena humana frente a este.

Uno a uno fueron llegando los buses, las autoridades comunitarias de San Juan Sacatepequez llegaron con sus bastones de autoridad.

Los jóvenes ya tenían sus rostros cubiertos y en sus miradas brillaba la indignación de una agresión más recibida.

La mediación de distintas personas no daba resultado, había quedado al descubierto una operación irregular desde una estructura de la PNC.

Finalmente los agentes de la PNC comenzaron a retroceder, metro por metro fueron desalojados por la multitud, estudiantes, pobladores, vecinos y San Juaneros.

Texto y fotografías: Nelton Rivera.

Que sucedio ese 13 de julio:

La PNC retiene cinco horas un autobús de San Juan Sacatepequez saliendo del #13J

 

Memoria histórica: “por un 1ro. de mayo combativo”, marcha de 1980

Por Nelton Rivera.

La fotografía de Mauro Calanchina y los años 80s.

Para el mes de mayo de 1980, la represión del Estado guatemalteco se incrementó potencialmente, la masacre y quema de la Embajada de España en enero de 1980 es un parte aguas de cómo la ciudad y el campo fueron arrasados por el ejército guatemalteco meses después. Es en ese mismo contexto que el Comité de Unidad Campesina -CUC- aparece públicamente en la marcha del 1ro. De mayo de 1980, tres meses después de la represión sufrida desde la base de las comunidades y en la embajada de España en la ciudad…

“1ro. de mayo día de los trabajadores y campesinos”

El CUC acompañó por primera vez en 1980 una de las movilizaciónes multitudinarias dirigidas por el Comité Nacional de Unidad Sindical (CNUS), los estudiantes universitarios seguían jugando un papel importande desde la Asociación de Estudiantes Universitarios AEU,  exigiendo el respeto de los derechos humanos, la defensa de la autonomía universitaria y por el cese de la represión, todo esto a 2 años del asesinato de Oliverio Castañeda De León, los asesinatos y la desaparición forzada sufrida por la comunidad universitaria también aumentó, especialmente contra el secretariado general de la AEU.

Para Leonel Luna asesor laboral de la CNT: “El Comité de Dirección del CNUS fue integrado por representantes de todas las organizaciones miembros, abiertamente, sin que se llegara a crear alguna estructura organizativa, lo cual, en cierto modo, le daba mucha agilidad al organismo, pues todo se discutía en el Comité de Dirección o bien en asambleas generales sindicales a las que llegaban libremente las organizaciones integradas al CNUS que quisieran.”

El Movimiento Nacional de Pobladores MONAP formó parte de la movilización de la clase trabajadora, una de las reivindicaciones en la marcha de 1980 fue la construcción de un “gobierno revolucionario, popular y democrático”. En la movilización estuvieron presentes los sindicatos del magisterio nacional, el sindicato de trabajadores de la USAC (STUSC), los trabajadores de las panificadores, entre estos el sindicato de la panificadora Europa STPE), el sindicato de trabajadores de la KERNS, entre otros.

En el contexto de la lucha popular en el país finalizó la década de los años 70 con fuertes movimientos: “mientras los trabajadores de Coca Cola estaban atrincherados en las entradas de la empresa desde el 25 de marzo, el resto de organizaciones sindicales, federaciones, centrales, sindicatos independientes y demás, desarrollaban acciones para solidarizarse con los obreros en paro en aquella empresa. De esa forma, fue convocada una reunión el 31 de marzo, a la cual se le dio el carácter de una asamblea nacional de organizaciones sindicales.

Las organizaciones que firmaban la convocatoria eran la Federación de Trabajadores Unidos de la Industria Azucarera (FETULIA), la Federación de Central de Trabajadores de Guatemala (FECETRAG), la Federación Autónoma Sindical de Guatemala (FASGUA), la Federación Sindical de Empleado s Bancarios (FESEB), la Central Nacional de trabajadores CNT), el Sindicato Central de Trabajadores Municipales (SCTM) y el Comité de Solidaridad con los Trabajadores de Coca Cola.”

“Esos días del primer semestre de 1976 estuvieron marcados por numerosos conflictos laborales, pero de ellos dos adquirieron cierta relevancia, como  fueron el de los trabajadores azucareros, especialmente del Ingenio Pantaleón y el de los obreros de IODESA.  En el primer caso, los trabajadores del ingenio declararon la huelga el 18 de mayo” [1] 

En medio de toda esa agitación, movilización y lucha en los barrios, fabricas, aulas, calles y avenidas de las ciudades en Guatemala, estuvo presente el lente de Mauro Calanchina documentando y captando esos segundos de luz, su fotografia.

[1] El Comité Nacional de Unidad Sindical. ¿Por qué ellos y ellas? En memoria de los mártires, desaparecidos y sobrevivientes del movimiento sindical de Guatemala. La ODHAG. Miguel Angel Albizures y Edgar Ruano Najarro.  http://www.odhag.org.gt/pdf/Movimiento%20sindical%20Guatemala.pdf

Mauro Calanchina: un suizo que por conciencia y compromiso social y político es prácticamente y de corazón “guatemalteco”.

Llegó al país a principios de los años 70 y ha pesar de su “exilio” en México a partir del año 86, ha permanecido presente en las luchas de Guatemala, desde entonces. En el año 98 vuelve a Guatemala, con más fuerza y empeño a documentar los diferentes procesos sociales y políticos que acontecen en el país.

Desde su llegada, empezó a construir una memoria de Guatemala que conformó con las imágenes fotográficas (blanco y negro) de los acontecimientos de los cuales ha sido testigo a lo largo de casi 40 años.

Su testimonio gráfico es la colección más rica de imágenes del movimiento social guatemalteco de los años 70 y principios de los 80, 90 y posteriores a la firma de la paz. Fue testigo visual y gráfico de las marchas masivas del movimiento estudiantil por el rescate con vida de los estudiantes Robin García y Leonel Caballeros. También de la marcha de los Mineros de Ixtahuacán quienes recorrieron a pie el país en noviembre de 1977, en demanda de mejores condiciones laborales y fueron recibidos en la ciudad capital por cerca de doscientas mil personas que caminaron junto a ellos.

Fotografió la multitudinaria marcha que acompañó el sepelio de Oliverio Castañeda de León, Secretario General de la AEU, asesinado el 20 de octubre de 1978. Acompaño por igual, con su lente infaltable, las marchas por la exigencia de la liberación de Antonio Ciani García, secretario de organización de AEU secuestrado el 6 de noviembre de 1978.

Fue testigo también de las marchas por el día de los trabajadores o el 20 de octubre de cada año que permaneció en Guatemala. También da testimonio gráfico de las marchas de protesta por el alza en el costo de la vida o por demanda de respeto al derecho a la vida de detenidos desaparecidos.

Murió en Suiza el 26 de septiembre del 2008.

La marcha del 1ro. de mayo de 1980…

photo_2016-05-01_15-40-13

photo_2016-05-01_15-39-47

photo_2016-05-01_15-39-37

photo_2016-05-01_15-39-30

photo_2016-05-01_15-39-19

photo_2016-05-01_15-39-01

photo_2016-05-01_15-38-53

photo_2016-05-01_15-38-16

 

 

 

 

Huelga de Dolores USAC Barillas

12885765_993001560785084_7003046562577071117_o

Por: Manuel Pedro Ramón.
Te saludo con esta pluma que espero sepa hacer eco de las voces de todos los estudiantes, los verdaderos sindicalistas, los trabajadores y los huelgueros de corazón que te recordamos con infinito cariño y te tomamos como ejemplo de vida, por tu humanismo, tu rectitud, tu gran corazón e ingenio que siempre pusiste al servicio de los demás. Al hablarte de huelgueros me refiero a quienes saben que la Huelga de Dolores es oportunidad para desenmascarar a los vende patrias, a los gobernantes corruptos, a los explotadores. No me refiero a quienes aprovechan este festejo para hacer su agosto a base de abusos e intimidaciones que llegan hasta la extorción…

LA INFLEXION HUELGUERA

https://twitter.com/aeu1920

“Honorable Comite de Huelga 2016” https://twitter.com/aeu1920

Por: Miguel Ángel Sandoval

Durante años se ha discutido mucho sobre la falta de creatividad de la Huelga de Dolores. Se ha dicho mucho sobre la talacha, sobre la capucha, sobre algún enfrentamiento entre estudiantes, el uso excesivo del alcohol, sobre la falta de espíritu crítico, y otras expresiones, aunque haya siempre muestras de la chispa estudiantil. También se discute con pasión o sin ella, sobre la “decadencia” del Nonos, y siempre se concluye: “estuvo mejor el del año pasado”

Sin embargo este año hubo un hecho que debería llamar a una seria reflexión de parte de los integrantes del honorable comité de huelga de dolores, y de manera general, de todos quienes consideran el evento huelguero algo ligado a la idiosincrasia de los sectores universitarios y contestatarios del país. Habría que pensar en el hecho que la huelga no puede vivir solo de la tradición, sino que ésta debe, necesita, tomar el pulso a los tiempos que corren.

Una nota en el Nonos, titulada: “Articulón de fondillo” representa acaso, algo de lo mejor en términos de creatividad y uso del lenguaje satírico de los redactores el Nonos. Pero no es la norma, especialmente en los tiempos que corren. No se puede como se señala, hacer del pasado la sola fuerza que mantiene el movimiento huelguero en estos días.

Pero lo que me interesa señalar, es el despropósito observado en el desfile bufo del viernes 18 de marzo de 2016. Sin que mediara ninguna sugerencia en los boletines, en el Nonos, un grupo de encapuchados, de manera casi histérica, se pusieron a gritar  en el parque central, casi frente al palacio nacional, “pena de muerte” “pena de muerte”. Al mismo tiempo de hacer llamados inflamados en contra de las maras. Un espectáculo ajeno al criterio mantenido durante más de un siglo. Esto es, espíritu ritico, irreverente, progresista, lector acucioso de los tiempos que corren.

En el caso señalado, se trató de una expresión ajena al espíritu huelguero y se vio más bien, como una expresión de falta de independencia del gobierno de turno, y casi, como una especie de arreglo entre sectores retardatarios y un grupo de encapuchados. Repito, algo alejado de las mejores tradiciones críticas o irreverentes de esta tradición centenaria.

Exagerando un poco para que se entienda estas líneas, nunca hubo mejor intérprete del pensamiento militar represivo que este grupo de estudiantes que un viernes de dolores, desde el parque central, gritaron en favor de la pena de muerte. Lástima y vergüenza.