Archivos diarios: 12 julio, 2016

Día cinco del debate oral contra las autoridades comunitarias del norte de Huehuetenango

Por: Nelton Rivera.

Este martes 12 de julio 2016 se realizó la quinta jornada durante el Debate Oral y Público que se abrió en contra de siete autoridades comunitarias y ancestrales del norte de Huehuetenango.

Estas siete personas: Rigoberto Juárez Mateo, Domingo Baltazar, Adalberto Villatoro, Ermitaño López, Mynor López, Arturo Pablo y  Francisco Juan Pedro fueron acusados por varias empresas que pretenden instalar varios proyectos de hidroeléctricas en el departamento, algunas de estas también podrían estar preparando condiciones para extracción de minerales como el caso de Hidro Santa Cruz con el proyecto Qanbalam.

Durante toda la mañana rindió su testimonio el fiscal del MP, el señor René Maldonado Maldonado, en su declaración acuso de forma insistente a las autoridades comunitarias, califico de violentos a la comunidad Q’anojb’al de Santa Eulalia y otros municipios, acusándolos de haber rodeado el CAJ muchas personas, con armas como machetes, palos, piedras y galones de combustible; con el objetivo de asesinar a todos los trabajadores del CAJ, específicamente a él. “La consigna que llevaban era que debía de correr sangre” refirió el fiscal.

René Maldonado cuando comenzó la interpelación de los abogados defensores de las siete autoridades comunitarias comenzó a contradecirse con su propia versión de lo ocurrido en el CAJ en enero del 2014, cuando modificó el expediente agregando el delito de plagio o secuestro en esa audiencia.

La acusación de los testigos del MP, la mayoría trabajadores del Organismo Judicial, Bufete Popular, Ministerio Publico y Policía Nacional Civil en el CAJ de Santa Eulalia se ha ido desvaneciendo con las contradicciones de los mismos testigos del MP, las pruebas presentadas testimoniales y documentales por parte de la defensa.

Durante la tarde se presentó el abogado Pedro Rubel Toledo, propuesto por la defensa de las autoridades comunitarias, Pedro Rubel es uno de varios abogados que intervinieron en la defensa de dos jóvenes de Pojom detenidos de forma arbitraria el 19 de enero del 2015. Pedro Toledo fue criminalizado por ejercer la defensa de los opositores a otra hidroeléctrica en Pojom, fue detenido en la ciudad de Huehuetenango. La nota Huehuetenango: detenido el abogado Pedro Rubel Ovidio Toledo y Toledo por defender a líderes comunitarios explica cómo fue su detención.

Pedro Rubel es un ejemplo claro de cómo la justicia en Huehuetenango pareciera tener fuertes vínculos con las empresas extractivas, Santa Eulalia: Abogado Q’anjob’al Pedro Toledo regresa a su territorio se explica cómo finalmente el juez Miguel Ángel Gálvez presidente del Tribunal de Mayor Riesgo B ordeno el cierre de la persecución penal en su contra.

David Diego Marcos periodista comunitario y miembro de la radio comunitaria Snuq’ Jolom Konob’ también se presento ante el tribunal para atestiguar a traves de su trabajo cuando durante la cobertura de la reunión entre autoridades comunitarias del Gobierno Plurinacional con el director del CAJ Pascual Tiu Zapeta, el corresponsal grabo un video que documento como se realizo la reunión entre autoridades y el director del CAJ el dia 19 de enero del 2015, este material audiovisual como prueba desmintió la acusación del MP al afirmar que al director del CAJ se le había agredido, amenazado y golpeado durante las horas que permaneció en el interior del centro.

Son tres las causas penales existentes, pero el Tribunal de Sentencia de Mayor Riesgo A presidido por la juez Yassmin Barrios decidió conexar los tres procesos por los que están siendo procesados las autoridades comunitarias y reunirlos a todos en un mismo debate oral y publico.

  1. Año 2013: la empresa española Hidro Santa Cruz / Ecoener Hidralia Energía acuso a Adalberto Villatoro, Arturo Pablo, Mynor López y a Francisco Juan Pedro de haber secuestrado, coaccionado y amenazado a 11 trabajadores de la hidroeléctrica en el lugar conocido como Poza Verde, Barillas cercano al ingreso del terreno de la empresa.

Francisco Juan Pedro no estuvo en ese lugar, el 22 de abril 2013, cuando las autoridades mediaron para que se retiraran los trabajadores de la empresa que habían instigado a la población de las comunidades que permanece en un plantón permanente.

  1. Año 2014: el Ministerio Público inicio un proceso penal en contra de Ermitaño López Reyes acusándolo de haber “retenido” a los trabajadores del CAJ de Santa Eulalia el día 23 de enero 2014, cuando al celebrarse una audiencia por el caso de la hidroeléctrica en Barillas el fiscal del MP, René Maldonado Maldonado modificó la acusación del expediente de las autoridades comunitarias, en un procedimiento que muchos consideran ilegal pide sean detenidos por Plagio o Secuestro, delito que no existían en el expediente.

Esa misma tarde se realizó una segunda audiencia a través de la cual un juez de Santa Eulalia ordeno que las autoridades no fueran detenidos de forma preventiva como intentaba el fiscal del MP horas antes.

  1. Año 2015: por varias órdenes emitidas por un juez de Santa Eulalia las fuerzas de seguridad en la madrugada del 19 de enero, ingresaron violentamente en las comunidades de Pojom en San Mateo Ixtatán, deteniendo a dos jóvenes y trasladándolos de forma arbitraria por helicóptero hasta la comisaria 431 de Huehuetenango, las comunidades sin saber el paradero de los dos jóvenes fueron al CAJ en Santa Eulalia lugar natural al que debieron los fiscales del MP y agentes de la PNC trasladar a los dos hermanos detenidos en Pojom.

La tercera acusación hecha por los funcionarios del CAJ se centra en Rigoberto Juárez Mateo, Ermitaño López y Domingo Baltazar, este último nunca estuvo en el CAJ por un accidente sufrido trabajando la tierra.

El MP los acusa de haber “retenido” a todos los trabajadores del CAJ considerándolo el delito de Plagio o Secuestro.

Escuche la transmisión en vivo del debate oral y púbico caso #PresosPolliticos

Escuche la transmisión aquí:

http://paraqueseconozca.blogspot.com/ 

De agresores a testigos ¿Así trabaja el MP? Las consecuencias del colonialismo

Por: Lucía Ixchíu

El día 11 de julio me encuentro en la torre de tribunales cubriendo el cuarto día del juicio oral y público de siete autoridades comunitarias y ancestrales del norte de Huehuetenango, de los municipios de Barillas y Santa Eulalia. Sin duda este día estuvo lleno de sorpresas, pues observar como uno de los testigos presentados por el Ministerio Público, para acusar a las autoridades ancestrales es uno de los de los hombres que me intimidaron e incluso me amenazaron de muerte a mí y a otros dos compañeros de Prensa Comunitaria mientras hacíamos una cobertura en Santa Eulalia el pasado 19 de marzo del 2015 en el parque central. Me dejó helada, pues me recordó los horribles hechos que vivimos ese lamentable día.

Si bien es cierto que la historia de los pueblos del norte de Huehuetenango está llena de violencia e impunidad, hay que dejar claro que esto no se debe a toda su población sino a pequeños grupos de poder que mantienen todo tipo de práctica criminal dentro de todo el territorio y que ahora que el despojo al territorio es una constante de las empresas extractivas y energéticas, solapadas por el estado de Guatemala, demás está decir que estos mismos grupos de poder se convierten de manera inmediata los intermediarios de estas empresas a través de tratos corruptos se venden para realizar ellos, el trabajo sucio, limpiando el camino de toda persona individual o colectiva que afecte los interese de su patrón, sí, desde esa mirada colonial del caporal de finca.

Uno de los testigos de nombre Bartolo Sebastián Diego el día 19 de marzo cuando nos dirigíamos a la municipalidad para cubrir la actividad de intento de reapertura de la radio, me dijo a mí y a dos periodistas más de Prensa Comunitaria: -“Periodistas de mierda, comunistas de mierda, cuando termine todo esto, se van a chingar, cuando todo esto termine se van a chingar- y se señala el arma que supuestamente tenía en la parte de atrás.

La libertad de expresión prohibida en Santa Eulalia, Huehuetenango

La radio Snuq Jolom Konob estuvo cerrada y censurada durante un año desde el 20 de enero del 2015 por orden del ex alcalde Diego Marcos Pedro, que ha acusado a la radio de ser subversiva y enemiga del gobierno local y central, pues como todo medio de comunicación dicha radio ha cumplido con su rol de informar a la población de distintas problemáticas locales y nacionales. Todos tenían un espacio en dicha radio, hasta la Municipalidad tenía su espacio radial para poder informar desde su mirada, a la población parte de su gestión. Programas de medicina, religiosos y políticos se encontraban dentro de la barra programática de la Snuq, su crimen ha sido informar y socializar distintos hechos relacionados con la problemática de hidroeléctricas en su territorio, hidroeléctricas que han sido autorizadas por la otorgación de licencias por parte del el ministerio de energía y minas irrespetando el resultado de la consulta comunitaria del 2006, que hizo el municipio de Santa Eulalia, donde en un acta dejo la constancia de su negativa a proyectos extractivos, mineros y donde manifestó el resguardo de sus bienes naturales, a ras de tierra y subterráneos.

Para el intento de reapertura de la Radio comunitaria Snuk Jolom Konob, el 19 de marzo del 2015 en el parque central de Huehuetenango, lo que viví y lo que observe es muy diferente a lo planteado el día de hoy por los testigos de ministerio público, que afirmaban que el gobierno plurinacional, es violento y criminal.

Al contrario yo, pude observar como Rigoberto Juárez Mateo (Sindicado de plagio y secuestro) fue golpeado, amenazado por un persona armada que se encontraba en la parte atrás del escenario donde se encontraban las personas allegadas al ex alcalde Diego Marcos Pedro. Lo más curioso de todo es que dicha persona Javier Mateo Pedro alias “el chigüagüense” que no solo intimidó a Rigoberto sino a varias personas que nos encontrábamos cubriendo dicha reunión, es testigo el día de hoy por parte del ministerio público, como supuesto testigo presencial de los hechos ocurridos el 19 y 20 de enero en el CAJ (Centro de Administración de justicia).

El proceso penal que hemos interpuesto como Prensa Comunitaria, no avanza

Después de ver como el ministerio publico el día de hoy tenía como testigos a dos de los agresores, del pasado 19 de marzo a mí y a otros compañeros comunicadores, comunitarios y extranjeros, entiendo la razón del porque el proceso penal que pusimos en la fiscalía de delitos contra el periodista ha avanzado muy poco. Para nadie en este país es novedad o sorpresa la falta de independencia en el sistema de justicia. Después de todo la lucha es por la justicia, por la verdad y por la libertad.

Los indígenas de pensamiento blanqueado y el Juicio en contra de autoridades ancestrales q´anjob´ales

Escucho las declaraciones de los testigos con argumentos como: “la gente de Huehuetenango es muy violenta” o “Los Q’anjob’ales son muy violentos”, “los manifestantes son peligrosos”. Cada argumento de las distintas personas que declararon el día de hoy que con apariencia y vestimenta indígena pusieron en evidencia su profundo desconocimiento, desprecio hacia la organización social y a la manifestación indígena y mestiza.

Si bien es cierto que el norte de Huehuetenango y los pueblos que habitan en él son de los más fuertes en la conservación de sus costumbres, idioma e identidad, no se han librado de la transculturización, fenómeno social que en los últimas décadas ha permeado en los procesos identitarios en los pueblos indígenas de toda Guatemala.

El sistema educativo tiene mucho que ver con todo el desprecio al conocimiento ancestral, puesto que las escuelas y colegios dentro del pensa de estudios omite alguna información importante dentro de la colonización que vivieron los pueblos indígenas de este país, reduciendo a pequeños párrafos que cuentan como de un día para otro se llevó a cabo “La Conquista” sin contar que tomo más de 60 años a los español poder lograr dominar y esclavizar todo el territorio, ese mito o leyenda de Tecún Umán que ataca al caballo, que sin duda hace quedar al indígena como tonto o atrasado, ha sido muy exitoso para ese desprecio de quienes somos y cómo nos hemos construido.

Millones de personas han crecido con vergüenza sobre quiénes son y esto sin duda se profundiza para los que están dentro del 0.5% de personas indígenas que tienen acceso a ir a la Universidad, misma que es construida desde la occidentalidad y exacerba el desprecio de lo ancestral indígena puesto que a no menos de 15 años aproximadamente comienza a implementar el Pluralismo jurídico en sus pensa de estudios para las carreras de derecho sin tener completamente claro de que se trata eso del “Pluralismo jurídico”; en el caso de la arquitectura todo tipo de aporte ancestral en la construcción es catalogado como vernáculo y atrasado.

Y si, a ese blanquemiento de pensamiento le agregamos el toque que a diario, durante las 24 horas del día bombardea y estigmatiza los medios de comunicación corporativo a las organizaciones indígenas y mestizas, que se manifiestan pacíficamente por cualquier tipo de petición, construcción, propuesta o inconformidad. El resultado es la ignorancia y la irresponsabilidad de emitir juicios de valor hacia procesos, personas que no se conocen y que incluso se desprecian.

Dentro de las declaraciones que se realizaron el día de hoy varios indígenas Q´anjob’ales supuestos testigos despreciaron y criminalizaron con un discurso de odio a todo tipo de organización comunitaria indígena y mestiza de los municipios en donde ellos viven, lo que me deja claro la transculturización, racismo, descalificación, prejuicio de lo distinto y diferente.

 

 

 

 

[1] https://www.youtube.com/watch?v=-ZBnuvwR6xA&feature=youtu.be

[2] https://www.youtube.com/watch?v=2lhIRDS-rxg&feature=youtu.be