Archivos diarios: 28 abril, 2015

La tecnología del terror… a medias

INSTALAN-CAMARAS-DE-SEGURIDAD-34

Fotografía: Dirección General de la Policía Nacional Civil

Francisco Rodas Maltés

Al más puro estilo de las guerras en el medio oriente musulmán, el sistema de seguridad del gobierno de Otto Pérez Molina desplegó varios dispositivos con propósitos claramente amedrentadores. Cámaras de video de alta y baja resolución o con miras telescópicas. También como ha sido denunciado en las redes, funcionó un sistema de bloqueo de señal para los celulares. A raíz de este último incidente, la gente reaccionó con burla ya que no veían la misma efectividad en los bloqueos de señal en las cárceles del país.

Pero lo que más curiosidad despertó fue el despliegue de drones (vehículo aéreo no tripulado) en el firmamento de un día claro y con un clima caluroso excitante. Las reacciones ante estos aparatitos voladores fueron de lo más diverso, tanto como lo diverso de los participantes. Unos reaccionaron tapándose la cara con las mantas o las cartulinas que portaba con consignas; otros preferían simplemente mirar hacia el suelo. Al contrario, estaban quienes en tono desafiante, levantaban las manos y gritaban maldiciones al gobierno. Eran, por decirlo de algún modo, los transgresores, los sin miedo, los que, más cándidamente, no querían perder la oportunidad de salir en la película.

Como fuera, a los manifestantes les dejó la sensación que estaban siendo vigilados, con una tecnología superior a los tradicionales infiltrados u orejas. Así las cosas, vale la pena analizar qué fue lo que estuvo volando encima de nuestras cabezas.

Los drones que circularon en el Parque Central, caen en la categoría de aparatos para aficionados. Las pequeñas naves observadas eran del modelo DJI Phantom 2 Vision. La potencia de sus 4 hélices permite poca capacidad de carga y una autonomía de vuelo de 25 minutos al máximo. Además de levantar su propio peso, pueden llevar consigo una pequeña y liviana cámara que captura fotos con resolución de 14 megapixeles y filmar videos a 1080 de resolución, en velocidades de 30 y 60 fotogramas por segundo (fps). Otra especificación importante de la cámara es que tiene lente fijo; de modo que la calidad de la imagen no está determinada por su nivel de resolución, sino por la cercanía al objetivo a retratar. Finalmente su rango de alcance, tanto para no perder señal en los controles de mando en tierra, como enviar señal WiFI es de un máximo de 300 metros.

La novedad de esta versión respecto a  su antecesora es que, permite enviar señal WiFi hacia un teléfono celular inteligente o hacia una tableta; de modo que el operador visualiza, en tiempo real, la señal que es capturada por la cámara. La versión anterior hacía filmaciones ciegas, en el sentido de que el operador no podía enterarse de lo que retrataba la cámara. Hasta ahí todo va bien, y para los interesados se les informa que pueden obtenerla por unos 1,200 dólares, el dron y su panel de control.

Aparatos como la versión antes explicada, son los que posee el Ministerio de Gobernación y que el responsable de la cartera les llamó “los nuevos ojos de la policía”. Dichos drones pueden darle muchas satisfacciones a quienes lo utilizan como entretenimiento, pero para uso en inteligencia militar o policiaca tiene sus limitaciones o en otras palabras, sus desilusiones.

La primera limitación es su autonomía de vuelo. Por ejemplo si es utilizado para monitorear fugas o movimientos de larga distancia, sólo podría avanzar en dirección horizontal la mitad del tiempo de esa autonomía de vuelo, es decir que, a los 12 o 13 minutos tendría que retornar al sitio de despegue, o bien seguir en el operativo, con riesgo de que tarde o temprano se vendría abajo, dañándolo o en el mejor de los caso, extraviarlo.

La otra limitación es que para no perder control de su vuelo, el dron no puede distanciarse más allá de 300 metros respecto al operador en tierra. Eso significa que los drones avistados debieron iniciar su vuelo en algunos de los edificios con dominio panorámico cercanos al parque central (Palacio Nacional; Catedral Metropolitana; Instituto de Previsión Militar; Edificios Elma o El Centro, por ejemplo).

Una última limitación está en la cámara. Aunque los fabricantes las promocionen como de “alta resolución”, en realidad no lo son. Es la nitidez de la imagen y su nivel de detalle lo que definen las características de la alta resolución. Así los indicadores importantes son: el número de píxeles, la calidad del objetivo y el tamaño del sensor. Con esta información podemos evaluar que las cámaras de los drones del Ministerio de Gobernación no cumplen con las normas precisas de una verdadera alta resolución. Primero porque los 14 megapixeles no se gastan en nitidez o detalle sino en el tamaño del formato o mapa de bits. Segundo, porque el objetivo o lente es muy sencillo, con pocos elementos ópticos. Tercero y el más importante, es que el tamaño del sensor, que es el que registra toda la información de la imagen, es pequeño o siendo más preciso, demasiado pequeño para tareas de espionaje sofisticado, como el reconocimiento de fisonomías a grandes alturas. Explicado de una manera simple. El sensor tiene una cantidad de celdas y entre más grande es el sensor más celdas tendrá y por tanto, aumentará la información registrada de la imagen mejorando la nitidez y el detalle.

Si se tratara de utilizar la cámara de estos drones para fines de reconocimiento facial, tendrían que hacerlo a una distancia no mayor de 30 metros y en buenas condiciones luz, ya que su sensibilidad lumínica es baja.

La cámaras que sí permiten captar imágenes de alta nitidez son las denominadas réflex digital de lente intercambiable, pero por su mayor peso necesitan instalarse en drones de más potencia que los avistados el 25 de abril.

De modo que el ministro de Gobernación, miente o le tomaron el pelo cuando declaró que: “(estos)… ojos electrónicos tienen una mejor resolución para identificar desde lejos rostros humanos  para el procesamiento de información en la identificación de las personas,  en un enlace inmediato con el RENAP, entidad que contiene los datos biográficos para cotejarlos con  los archivos de la policía en materia de antecedentes”.

Miente y consideramos que también exagera, si con una calidad tan burda de imagen pueda hacerse de inmediato el reconocimiento de la persona con la tecnología que posee el RENAP y luego buscar sus antecedentes en las bases de datos de la derruida policía nacional. Pero quien sabe, quizás por ahí tengan ocultos unos superordenadores y programas sofisticados, de lo cual sólo el FBI esté enterado.

Hay cierto ridículo en este tipo de vigilancia durante una manifestación en la que todo el mundo no estaba por ocultarse, o para sentirse conspiradores. Pero claro, debido al pasado tenebroso de nuestras fuerzas de seguridad, este tipo de operativos son eficaces para blandir una represalia, independientemente que ella se consuma.

Como sea, estas tecnologías del terror violan varios derechos humanos, que esperamos se añadan como nuevas reivindicaciones al pedido central de #RENUNCIEN YA.

Notas:

Dron del MINGOB (4 hélices):

dron1

Dron profesional (8 hélices):

DJI S1000 octocopter

Anuncios

25A: Cuatro mil millones de razones y 71 años después

image

Análisis de Coyuntura por Lic. Ronalth Ochaeta

El cisne negro

Precisaría un cuarto cisne negro y, aunque puede haberlo, eso ya sería mucha suerte. (sic) Lo que toca entonces no es esperar un cambio súbito. Es empujar. Hay razones de sobra para hacerlo: Los tres organismos del sistema democrático se están resquebrajando casi al mismo tiempo. (Plaza Pública:16/10/2014)

El 25 A(1) fue ese cambio súbito,  empujado por la ciudadanía, es el origen o arista de un cisne negro; aún desconocemos el alcance, resultados y efectos inmediatos. Sin embargo, motivo a distintos sectores de la sociedad y principalmente a la clase media a salir a las calles, siendo el factor más significativo del mismo. Fue inesperada la reacción de #RenunciaYa, no se preveía bajo ningún escenario y simboliza un cambio radical de la conducta de la ciudadanía guatemalteca. Es el quiebre, representa el abrir y cerrar de ojos que por un instante nos alerta que hemos recobrado la lucidez y dejamos de ser una sociedad pasiva, conformista y teledirigida.

Nos encontrarnos en las calles y en la plaza como ciudadanos y ciudadanas con diversas banderas, diferencias e ideologías opuestas hermanados por una misma causa. El 25 A fue un signo de madurez y ejercicio de ciudadanía admirable, notable y digno de una sociedad democrática. Podemos eliminar el mito que el problema no es que seamos democráticos, sino que nuestras instituciones democráticas no funcionan y podemos estar juntos como hermanos en una misma causa en distintas plazas tanto adentro como fuera del país y tenemos más de cuatro mil millones de razones para forzar cambios.

En conclusión, la democracia (su base: la ciudadanía está más sana, despierta y más fuerte que nunca) – lo que está en crisis, apoyándonos en la profética cita de la editorial de PzP es:

Los tres organismos del sistema democrático se están resquebrajando casi al mismo tiempo.
(Plaza Pública:16/10/2014).

image

Analizando efectos: la crisis

El 25 A a diferencia del caso Rosenberg, fue una manifestación democrática autogestionada, gatillada e incentivada por la indignación de los ciudadanos. No hubo rostros visibles, ni líderes políticos o de sectores sociales asumiendo la convocatoria. Hubo intentos de oportunismo que rápidamente fueron controlados y señalados por los mismos ciudadanos. El poder de fuerza demostrado fue espontáneo y realizado desde misma ciudadanía donde convergieron todo tipo de actores siendo una manifestación pacífica, limpia y plural. Las marchas Rosenberg y los camisas blancas tuvieron un fuerte apoyo comunicacional y financiamiento del sector privado, siendo teledirigido desde cámaras empresariales, en este caso el 25 A, fue completamente diferente.

#RenunciaYa fue un movimiento autónomo, democracia de autogestión y participación ciudadana convocada por clase media urbana desde redes sociales, que se realizó tanto ciudad capital y distintas ciudades del país, así como en diversas partes del mundo. Teníamos 71 años de no salir y tomar las calles como lo hicimos ese día. Fue un evento local con resonancia global y la consigna fue una misma: la renuncia del binomio presidencial y el rechazo profundo a la corrupción.

Lo que precisa entonces; es dejar fluir ese cambio súbito y liberar al Motzoc(2) que llevamos adentro. El estrés del gobierno, partidos políticos y dirigentes es palpable, se les observaba con los rostros desdibujados, nerviosos y perturbados, la intranquilidad les invade con acciones precipitadas, cambios de discurso y actitudes descontroladas, muestran falta de temple y coherencia en sus declaraciones y posiciones. No pueden controlar la situación, al contrario; no han entrado en razón es que la crisis les condicionan y se les encapsuló todo margen de maniobra.

A la antesala de las elecciones generales de 2015, se escucha en redes sociales y ciudadanos de a pié, que hay que continuar con las muestras de manifestación #RenunciaYa para el 1 de Mayo. Por lo que tendremos una ciudadanía incentivada, agitada y motivada contra el gobierno. Los candidatos y partidos políticos están en la mira, bajo estrés y en silencio por la crisis, justo antes de entrar al momento de la convocatoria de elecciones, aún no saben como reaccionar.

Planear y desplegar una campaña política bajo una situación de crisis política es práctica y técnicamente inviable hasta que la crisis política esté gestionada y resuelta. El país vive su peor crisis política después del autogolpe de Serrano Elías, pero vive el mejor momento de democracia, conlleva a reflexionar que el orden de las cosas está cambiando y difícilmente las ofertas políticas convenzan a una ciudadanía.

En síntesis, los políticos y el binomio presidencial deben entender que no están administrando la crisis y que los tres organismos del Estado clave están resquebrajados. Si aplicáramos teoría de juegos, la actual crisis sería un ejemplo del dilema del prisionero. Por último, el costo político es alto – la ciudadanía exige al unísono la renuncia del binomio y próximamente, sin ser aguafiestas y pensando escenarios, sin la crisis no es resuelta en el corto plazo, el lema será:

“Si no hay renuncia no votamos en septiembre”–  ¡Vaya escenario!.

La corrupción aceita el sistema pero en sí misma no otorga legitimidad ni institucionalidad. Sin legitimidad los políticos dejan de ser políticos, por tanto; la corrupción difícilmente puede garantizar la administración, gestión y resolución de la crisis – en cambio la legitimidad necesita obligatoriamente respaldo ciudadano bajo reglas democráticas y juego limpio. Las presiones que emergieron de la tensión por el caso La Línea,  ya contabiliza sus primera perdedores y ganadores.  Pueden irse sumarse más perdedores y ganadores a lo largo de estas semanas en esta batalla titánica que ahora la sociedad libra contra sus propias instituciones y políticos: recuperar las instituciones vía la democracia

image

Los perdedores

1)  Alejandro Sinibaldi sale de las elecciones de 2015.

2) Fractura patriota: Tono Coro, Antonio Ralda, Aníbal Salguero, Pedro Muadi y Juan Alcázar salen de partido.

3) El partido muerto: El PP es un partido político muerto – incluso el voto clientelar;  difícilmente puede capitalizar la captura de votos debido a las actuales circunstancias por efecto “aversión al riesgo moral (rechazo al oportunismo político y más de lo mismo) y selección adversa (cambio de preferencias) del votante”, provocado por el efecto del 25 A. – Indirectamente este escenario influirá colateralmente a los demás partidos políticos y candidatos.

4) Justicia: La CSJ y el Congreso entran a prueba de fuego por las peticiones de antejuicio contra RB y OPM.  El pacto de impunidad PP-Líder, será el principal obstáculo para la independencia judicial, ya que tanto la CSJ, jueces y magistraturas entrarán en pugnas de poder y fuego cruzado. – Los poderes paralelos buscarán presionar para pactar protección e impunidad para JCM, RB y OPM. En octubre de 2014 CMI y Plaza Pública, hicieron una descripción de captura de las instituciones y juego de intereses en el sistema de justicia en la elección de magistrados y componendas que se dieron en las comisiones de postulación.

La independencia judicial capturada por el pacto de impunidad PP-Líder, se reflejarán en la presión al sistema de justicia,  al parecer tal como funcionó para Gudy Rivera, quién es virtualmente candidato a la presidencia del PP y que fue denunciado por la ex magistrada Claudia Escobar por coacción y tráfico de influencias, siendo infructuosa la solicitud de antejuicio de parte de CICIG, que fue protegido por la CSJ al no darle trámite al antejuicio. Tal parece ser, que el escenario será el mismo. La petición de antejuicio no se le dará trámite en la CSJ ni en el Congreso. – Sin antejuicio para RB y OMP, la CSJ y el Congreso, crearán su propio sabotaje y crisis interna. En este escenario, tal vez la única ventana de oportunidad para la salida de la crisis será vía la CC.

5) El pacto PP-Líder se quebrará: Sin antejuicio hacia RB y OPM se agudizará la crisis política – tanto el poder judicial y legislativo crearán su propia crisis interna. Lo que implica que cambiarían los intereses de Líder y PP. El pacto de impunidad podría ser una salida pero está condicionado por el dilema de prisionero. Posiblemente las cortes y magistraturas se verán sometidas a más presiones internas y externas por ambos partidos, lo cuál da indicios para asegurar una crisis interna en plena campaña entre partidos políticos.

Adicionalmente la presión de distintos sectores sociales, ciudadanía y medios de comunicación se incrementará para resolver las acciones legales contra OPM y RB. Lo que compromete que magistrados o jueces que conozcan las acciones, tomen acciones negativas o positivas dependiendo de sus preferencias y siguiendo una estrategia de juego del dilema de prisionero, este quiebre del pacto cambiará las relaciones de poder de los partidos políticos y el poder Judicial por efecto de la competencia electoral.

6. ¿Quién se sacrifica? OPM o RB: El mejor escenario para la sanidad del sistema y la coyuntura electoral, es la renuncia de ambos. Sin embargo, las circunstancias actuales y el desgaste del Congreso y la coyuntura electoral es la condicionante principal. Existen los mecanismos democráticos para la gestión de la crisis pero en la situación actual de los parlamentarios que buscan la reelección complica el escenario, además la legitimidad del Congreso está por los suelos.

Para administrar la crisis, OPM podría tener una salida temporal y comprar tiempo, conlleva pedirle a RB su renuncia y separación del cargo. El presidente está solo en todo el sentido de la palabra. Le abandonó del barco su delfín – Alejandro Sinibaldi – el sector privado también le abandona tras la salida de Pedro Muadi y Juan Alcázar, también le abandona el área metropolitana quién le dio el OK en 2011.

Perderá la lealtad de ex militares y grupos de poder alrededor, empezarán abandonarle para no verse afectados por el escándalo y potencialmente será visible que ministros y funcionarios cercanos al binomio presidencial, les empiecen a dejar en soledad a partir de esta semana. Ya confirmó a CICIG por dos años más pero no les alcanza para lavarse el rostro y darse baños de pureza. Los acuerdos con actores extra estatales y mafias per se cambian por la lógica de la competencia electoral.

7. Marta Sierra de Stalling y los jueces de la impunidad: El sistema de justicia entrará a una fase estrés y crisis institucional, es sabido que la actual juzgadora que conoció el caso La línea (dejando libres a los implicados bajo fianza) comprometió al sistema de justicia por su resolución maliciosa. Lo que implica que tendrá efectos que crearán más estrés y presión de operadores de justicia para tratar de tapar la marimba.

La coyuntura y  crisis es grave: la corrupción es el aceite del sistema pero no da legitimidad, por lo tanto se contraponen intereses de Estado y ciudadanía, lo que implica que “transparencia e independencia judicial” – será valorada como recurso de legitimidad por la ciudadanía – jueces y operadores dentro del sistema de justicia se verán en aprietos, sujetos por el control y escrutinio público. Por ende sin garantías de independencia judicial, se podrán a prueba en el sistema de justicia y los jueces de la impunidad.

8. Partidos políticos y candidatos: Al inicio de la convocatoria de elecciones, difícilmente los partidos puedan desplegar su poder comunicacional con las campañas políticas. En redes sociales los ciudadanos y el rol medios de comunicación, durante los últimos días se ha incrementado un poder de control de la agenda política de manera inédita. El gobierno ha tratado de desviar la atención pero sin efectos en la ciudadanía. Durante los últimos tres años, la ciudadanía ha construido un comportamiento particular y ha creados atajos congnitivos llamados “heurísticos” que rechazarán o bloquean cierto tipo de mensajes, siendo contraproducente para los políticos empezar hacer campaña, sin tener la crisis resuelta. Enfrentarse contra un movimiento ciudadano autónomo que organiza manifestaciones de manera autogestionada, participativa y democrática es la pesadilla de cualquier déspota.

¿Porque perdedores se preguntarán? Una crisis política en las condiciones actuales, no puede solucionarse vía corrupción o captura (somos democracia no dictadura). Las fuerzas políticas cambiarán y hay signos de perdida de estabilidad entre grupos de poder, mafias y la visibilización de  más escándalos de corrupción asociados al caso “La línea” servirán de más fuego a la hoguera. El efecto inmediato es la baja de credibilidad y popularidad del binomio presidencial en las últimas semanas.

La ciudadanía clama ¡renuncia!, cómo salida democrática a la crisis y será la única salida. Ello implica que a medida que sigan dándose los actos de impunidad (vía tribunales, Congreso o CSJ – quién tenga en sus manos de resolver la petición de antejuicio) en plena coyuntura electoral, sufrirán un desgaste enorme, siendo el poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial e indirectamente partidos políticos y candidatos los que serán más afectados de la crisis. Ya que esos actos de impunidad incrementarán el hartazgo y rechazo de la ciudadanía, generándose una cortina de hierro entre electores, instituciones y políticos.

image

Ganadores

1) La ciudadanía guatemalteca

a) Cambiaran las preferencias de los votantes para septiembre de 2015. Por lo menos para la clase media, área metropolitana, centros urbanos y periferias urbano-rural, lo que implica que habrá cambios en las relaciones y fuerzas de poder en los centros urbanos que cambiarán la representación política para el 2016.

b) Hay un cambio de actitud frente a política por los efectos del 25 A. La ciudadanía está fortalecida y convencida de cambios profundos al sistema – la “idea fuerza” en el imaginario es el rechazo a la corrupción y bajo un análisis a ojo de buen cubero, la gente de clases medias y urbanas asocia la corrupción con violencia, inseguridad, salud, impunidad, justicia, educación, etc. Por tanto, para capitalizar las campaña políticas estará orientada a esta idea fuerza.  El síndrome del hartazgo reforzará la idea de cambio de preferencias, rechazando políticos tradicionales y decantándose por ofertas ajustadas a la idea fuerza de interés lucha contra la corrupción y será más fina la selección del votante. Ello implica que muchos candidatos y políticos tradicionales, difícilmente convenzan a la ciudadanía (clase media, metropolitana y urbana) por lo que muchos políticos, se verán en la obligación de jubilarles o utilizar estrategias clientelares para asegurarse la reelección.

2. CICIG – MP: Ambos actores salieron fortalecidos en la crisis, por lo tanto la oportunidad de desmarcarse Thelma Aldana del binomio presidencial, justo es ahora el momento de desprenderse y operar con independencia en investigaciones asociadas a la Red la Línea y otros casos de alto impacto. Anticipadamente sabemos que CICIG hará pública una investigación sobre partidos políticos y financiamiento político, lo que implica que los partidos políticos en plena crisis y coyuntura electoral, se verán afectados por dichos resultados en la investigación. Independientemente de los resultados, implica que existirá otra oleada de rechazo a la política, que reforzará el síndrome de hartazgo.

3. Medios de comunicación independientes: Durante las protestas la gente demostraba su descontento con medios de comunicación televisivo de la cadena Albavisión (canales 3, 7, 11 y 13) se reforzó la credibilidad de medios independientes y alternativos. Lo que implica, que existe hay necesidad de información, sabemos que el poder despótico de medios tradicionales, como Albavisión o medios escritos como s21, usan la manipulación de la información como parte del leitmotiv por su asociación a los gobernantes por privilegios fiscales o compra de pauta por publicidad que eroga el Ejecutivo en los medios.

La dificultad del gobierno, es que a pesar de fuertes aliados como grupo Albavisión o generadores de opinión pública de extrema derecha o afines al régimen, existe debilidad en la influencia directa hacia la ciudadanía en general. Podemos sostener la hipótesis que el, 25 A fue además de protestas pacíficas, fue una rebelión de clases medias y ciudadanía frente posicionamiento de la agenda mediática impuesta desde medios de comunicación tradicionales que teledirigen la opinión pública, ahora podemos decir que existen medios de comunicación alternativos e independientes que juegan un contrapeso valioso y gozan de legitimidad en la ciudadanía.

4. La democracia: El simbolismo de una manifestación autónoma, autogestionada y dirigida por la ciudadanía es  el mejor síntoma de madurez y valentía que han acontecido en los últimos 30 años de democracia. La ciudadanía dejo sus diferencias, ideologías y banderas en casa. Llevaron cada quién sus consignas a las calles pero todos teníamos una idea fuerza cómo frente en común – ¡Ya basta de corrupción y la renuncia al binomio!. La corrupción es un problema potente que cohesiona tanto izquierdas y derechas, indistintamente credo, religión, grupo étnico, clase social o preferencia sexual,  es vista como un grave problema moral que las sociedades democráticas rechazan.

Guatemala se une Chile y Brasil por escándalos de corrupción en la región. Observamos que existe un fuerte convencimiento en la ciudadanía de luchar contra este flagelo. Tal vez lo único bueno que ha hecho este gobierno es hacer unir a los ciudadanos y ciudadanas por una causa común, y además podemos decir que hemos aprendido a generar “ memoria y procesos heurísticos colectivos” – hay una memora viva y somos capaces de filtrar información manipulada o no convincente, y asociamos diversos problemas del país, bajo nuestros propios códigos e interpretaciones. El acto de asociar problemas sociales con efectos de deficiencias del sistema provocadas por la corrupción, muestra que la sociedad está educada, consciente e informada para hacer sus propias conclusiones y llevar acciones en concreto. Dejamos de ser una sociedad pasiva que constantemente se nos faltaba el respeto y se nos trataba como borregos, hace dos días no hicimos respetar de una manera impecable y espectacular, digna de una sociedad democrática, abierta y plural.

Comentarios finales

• Las próximas semanas serán claves para determinar el grado y alcance de las manifestaciones pacíficas del  25 A. – Las opciones y tiempo se le está acabando al gobierno, por tanto es cuestión de tiempo que OPM y RB asuman las consecuencias del escándalo del caso La línea. La entrega de JCM y la renuncia de RB, es una salida temporal a la crisis y OPM se verá en la obligación comprar tiempo. Aunque tenga comprada las cortes o el Congreso a su favor, la crisis política no se detendrá ahí. La gente no se cree el circo, rechaza todo mensaje gubernamental y el síndrome de hartazgo puede escenarios más complicados, si la crisis política se agudiza y no se resuelve.

• La consecución de más protestas tanto en Guatemala como fuera del país, generarán más resonancia nacional y global. La coyuntura electoral hará que las fuerzas de poder dentro de los partidos políticos, sectores sociales, cámaras empresariales, sociedad civil cambien y los medios de comunicación y ciudadanía estarán más atentos al escrutinio de las acciones llevadas por el poder Legislativo, Ejecutivo y Judicial. Vivimos un ejercicio notable de paz, armonía, civismo y democracia en las protestas pacíficas, implica que la sociedad es madura pero no significa que tenga paciencia.  Los conatos de violencia no son opción, el 25 A sentó el precedente.

• La represión o crear otro escenario de conflictividad escalable para desviar la atención o estimular violencia para que la gente cambie la atención tampoco son opción, sería un acto suicida con consecuencias inversamente proporcionales para el gobierno y el PP. Difícilmente el PP en los próximas semanas, le sea leal al presidente por la presión de las elecciones y efecto de la competencia electoral, el mismo PP puede sacrificar el pacto PP- Líder con tal de lavarse las manos y hacer el paso de Pilatos en un intento desesperado para unir esfuerzos para capitalizar adeptos en elecciones, y sacrificar al mismo presidente y vicepresidenta para lavarse las manos, y abrazar la “idea fuerza” en el top mind del momento: la renuncia y la lucha contra la corrupción.

• Ante la crisis es siguiente mensaje de alerta a los políticos, candidatos y líderes de sectores sociales, gremiales, sindicatos, movimientos sociales, estudiantes, ciudadanos y periodistas:

OPM y RB difícilmente entrarán en razón, ya que su estrategia es la necedad e improvisación. La sugerencia es que los partidos políticos y candidatos dejen por un lado el revanchismo y asuman la responsabilidad de anteponer sus intereses electorales sobre los intereses nacionales. La crisis es sería, y dejar las diferencias entre partidos políticos y campañas políticas en sus oficinas y sentarse a darle una solución democrática es el precedente. Los mismos partidos políticos y candidatos deber ser lo mínimamente maduros, ya que la sociedad guatemalteca eso espera y demanda.

El 25 A demostró que somos una sociedad a la altura de la situación y con poder de fuerza, lo mínimo que esperamos de ustedes los políticos, es que estén a la altura de la situación, que dejen sus banderas, intereses, corrupción e ideologías en su casa. Los sectores sociales, sindicatos, gremiales, movimientos sociales, estudiantes y ciudadanos; fiscalicemos, participemos, denunciemos y sigamos movilizándonos, sentemos el precedente que la democracia vino acompañada de una nueva primavera, ya nos dimos cuenta que el problema no es que seamos democráticos, el problema es que nuestras instituciones democráticas no funcionan y que la corrupción es el enemigo público No. 1.


(1) 25 A: Nos referiremos así para denotar el hito del 25 de abril de 2015 de las protestas realizadas de la ciudadanía para exigir la renuncia de OPM y RB por el caso de corrupción, defraudación aduanera y fiscal llevado por la “Red La Línea” – que incrimina como parte de la red  al binomio presidencial. (2) Motzoc: es una representación de un monstruo que representa caos y orden dentro de la mitología maya Q´eqch i´ – es un ser que vive en el inframundo, no tiene forma física concreta y se alimenta de los miedos. Cuando los animales y pájaros, entraron en guerra con los animales rastreros  invocaron al Motzoc pero se unen contra él por el poder destructivo y caos que genera, el Motzoc fuerza a cambiar el sentido del orden de las cosas. El Motzoc hace que todos los animales se unan, le maten y entierren de nuevo en el inframundo. Este ser nunca muere, sencillamente está esperando, que los animales le llamen de vuelta para cambiar el orden de las cosas. (3) Síndrome de Hartazgo: es una manera de describir el sentir o malestar con que empatiza con la ciudadanía por a situación actual.