Archivos diarios: 26 julio, 2014

Totonicapán: La planificación de una crisis ¿o el Privilegio Presupuestario Municipal?

 

Gladys Tzul Tzul

Kich’e de Totonicapán. Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades, BUAP Puebla, México / FLACSO Ecuador.

Lo que hoy día ocurre en Totonicapán, eso que se está denominando “La crisis de los 48 cantones” es decir,  el reclamo de las asambleas al presidente de  la Junta Directiva de los 48 cantones por faltar a los principios y consignas del servicio comunitario, que en este caso es a) No no informar acerca de sus partipacipación en la Cumbre de los Pueblos indígenas de la ONU, -acto en el que fue acompañado por otras autoridades comunales del pais juntamente por el CACIF- y b) No dar seguimiento a las demandas de las comunidades contra el alza de cobro que quiere ejercer arbitrariamente el Registro Nacional de las Personas RENAP. Ésto puede explicarse desde diferentes puntos de vista, pero en este texto pretendo decir lo que no es.

a) No es una división entre las comunidades del centro del pueblo y las del área rural. No lo es, porque la alcaldía comunal, es una institución histórica territorial, que antecede siglos a lo que hoy se conoce como República de Guatemala y sus municipios. La Alcaldía comunal, que la integran hombres y mujeres tiene como principal función gobernar (coordinar) a cada uno de los representantes de las 48 comunidades que van a trabajar en su kàx k’ol o servicio.

Como bien sabemos las elecciones son realizadas cada año y la compleja arquitectura de 5 directivas hacen que no se produzca centralización del poder. La alcaldía comunal, jamás ha asignado presupuesto a las comunidades. Su principal función es de delegación y cuando es dado el caso, es la plataforma central desde donde se defienden las comunidades contra el Estado, la municipalidad y las transnacionales.

Quienes si distribuyen presupuestariamente entre el centro del pueblo de Totonicapán y las comunidades rurales, es la municipalidad. Es en esta institución desde donde se adjudica el presupuesto y se centraliza donde más ha de convenir. Si hay producción de una división, ésta emerge desde la institución municipal que funciona en Totonicapán.

b) No es una crisis de división entre cabecera y comunidades rurales. Es un conflicto que deviene de estrategias contrainsurgentes, del aprovechamiento del Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras – CACIF en la Cumbre de Pueblos Indígenas de la ONU, donde el presidente, habló por cuenta propia y dijo que pueblos indígenas y sector empresarial estan relacionados armónicamente. Ese no es el sentir de las comunidades de Totonicapán.

c) No es una división entre el centro y las comunidades rurales, porque las familias que viven en los cuatro cantones del centro de Totonicapán (o las 4 zonas) son hijos, nietos, primos, hermanos, son la familia extendida de las comunidades. La gente del centro vuelven permanentemente a área rural, aunque en Totonicapán, sería muy inocente decir que hay una frontera plenamente diferenciable entre lo rural y lo urbano.

Cuando ha existido desequilibrios internos, son las alcaldías quienes las resuelven abiertamente en las asambleas y es ahí mismo desde donde se producen los criterios para dilucidarlos. Así la denominada “división” es responsabilidad de otras instancias.  Pero no es “división”. Es privilegio presupuestario. La pregunta que tenemos que plantearnos es ¿Cuáles son los criterios para dar privilegios presupuestarios a las municipalidades?

Aclaración Pública del GOBIERNO PLURINACIONAL AKATEKA, CHUJ, POPTI’, Q‘ANJOB’AL Y MESTIZO

Por el Gobierno Plurinacional

“Ante la sistemática y permanente agresión que se caracteriza por la descalificación, difamación y criminalización que hemos sido objeto por parte de operadores de las empresas transnacionales y el gobierno de Guatemala, como organización propia que lucha por los derechos individuales y colectivos de nuestros pueblos, vemos necesario
contextualizar lo que en verdad está pasando en nuestros territorios.

Desde la crisis generada por el Estado los días 28, 29 y 30 de septiembre del año 2013, se inicia una serie de reuniones formales e informales con el Organismo Ejecutivo encabezado por el Presidente de la República General Otto Fernando Pérez Molina.”

Lea el comunicado completo: